Mientras el alcohol es una droga legal y socialmente aceptada que puede no representar un riesgo mayor para su salud cuando se consume de manera moderada, existe una delgada línea entre tomar de manera ocasional y hacerlo en exceso.
El estado emocional, el contexto social y los antecedentes de consumo de otras sustancias son factores determinantes en la posibilidad de desarrollar una dependencia a beber. A demás de la cantidad de alcohol en exceso, es importante tomar en cuenta que cuando una persona tiene problemas al beber o lo hace como estrategia de escape emocional, sea un trago o diez, estamos ante una situación de alcoholismo.
El alcoholismo se puede definir como la incapacidad de controlar el consumo de alcohol debido a una dependencia física y emocional. Una de sus principales características es el consumo recurrente de alcohol a pesar de los problemas legales, de salud, familiares y laborales que esto causa en sus vidas.
El alcoholismo o dependencia de alcohol es una enfermedad que causa:
  • Ansia: Una fuerte necesidad de beber
  • Pérdida de control: Incapacidad para dejar de beber una vez que se comenzó
  • Dependencia física: Síntomas de abstinencia
  • Tolerancia: La necesidad de beber cada vez más cantidad de alcohol para sentir el mismo efecto
El consumo excesivo de alcohol puede aumentar el riesgo de ciertos tipos de cáncer. Puede conducir a enfermedades del hígado como hígado graso y cirrosis. También puede causar daño al cerebro ya otros órganos. El alcohol también aumenta el riesgo de muerte por accidentes de tránsito, lesiones, homicidios y suicidios.
El tratamiento para el alcoholismo empieza aceptando que existe una enfermedad, que no es un estilo de vida sino un problema de salud que debe atenderse por profesionales. Cuando distinguimos la diferencia y nos damos cuenta de cómo el consumo de alcohol frecuente y en exceso está afectado la vida cotidiana y el contexto de nuestro ser querido, el siguiente paso es buscar asesoría profesional.
Dependiendo del caso y de las posibilidades de la familia existen distintas estrategias para atender el alcoholismo, recuerde que en Clínica Nuevo SER les asesoramos de manera gratuita y sin compromiso para que exploremos juntos las opciones más adecuadas para devolverle la calidad de vida y la salud a su ser querido. ¡Nunca es demasiado tarde para pedir ayuda!