El alcohol es una droga legal y socialmente aceptada que puede no representar aparentemente un riesgo mayor para su salud.

Cuando se consume de manera moderada, siempre existe una delgada línea entre tomar de manera ocasional y hacerlo en exceso.

Las emociones, el contexto social y el consumo de otras sustancias son factores determinantes para desarrollar una dependencia a beber.

Cuando una persona bebe en exceso, lo hace como modo de escape emocional, estamos ante un problema de alcoholismo.

“El alcoholismo se puede definir como, la incapacidad de controlar el consumo de alcohol debido a una dependencia física y emocional.”

Una de sus principales características es:

  • El consumo recurrente de alcohol
  • Los problemas legales,
  • Daños en la salu
  • Problemas familiares
  • Perdidas laborales

El alcoholismo o dependencia de alcohol es una enfermedad que causa:

  • Ansia: Una fuerte necesidad de beber
  • Pérdida de control: Incapacidad para dejar de beber una vez que se comenzó
  • Dependencia física: Síntomas de abstinencia
  • Tolerancia: La necesidad de beber cada vez más cantidad de alcohol para sentir el mismo efecto

El consumo excesivo de alcohol puede aumentar el riesgo de:

  • Ciertos tipos de cáncer
  • Enfermedades del hígado
  • Hígado graso
  • Cirrosis

También puede causar…

  • Daño al cerebro y a otros órganos
  • Riesgo de muerte por accidentes de tránsito
  • Lesiones, homicidios y suicidios

El tratamiento para el alcoholismo empieza aceptando que existe una enfermedad, y debe atenderse por profesionales.

Cuando distinguimos la diferencia y nos damos cuenta de cómo el consumo de alcohol frecuente y en exceso está afectado la vida cotidiana y el contexto de nuestro ser querido, el siguiente paso es buscar asesoría profesional.

Un tratamiento en una clínica profesional para  alcoholismo y adicciones se caracteriza por:

  • Un equipo interdiscplinario
  • Atención Integral
  • Estrategia personalizada a cada paciente

Pedir ayuda es el paso fundamental para salir del alcoholismo, aunque tu ser querido no esté reconociendo el problema o aceptando la ayuda, un profesional en alcoholismo puede asesorarte a ti y  tu familia.

Iniciar el camino de la recuperación empieza con una llamada, en Clínica Nuevo SER te asesoramos las 24 horas de manera gratuita y sin compromiso, estamos aquí para ayudarte.